Loading...

Páginas vistas en total

Follow by Email

martes, 18 de febrero de 2014

BREVE ESCALA DE LA IMBECILIDAD






Cuando de crímenes y barbaridades se trata, las mentes adocenadas son las primeras en salir al frente dejando comentarios y opiniones que solo confirman el tan trillado –pero no menos acertado- dicho: “la ignorancia es atrevida”. 


Esa estúpida costumbre de siempre relativizar todo crimen y abuso poniendo como ejemplo uno peor, se ha vuelto muy común y es necesario desenmascararla porque, para quien no tiene las cosas claras, puede llegar a confundir.


A ver… ante el espantoso asesinato del gato ahorcado por un psicópata, la reacción fue “hubo muchas mujeres que murieron siendo esterilizadas contra su voluntad” ¿Qué tiene que ver una cosa con la otra? Sigamos, ante las protestas por el sufrimiento indescriptible que sufren los toros en las corridas, la reacción fue “han muerto muchos niños de frío en el Altiplano” y repito la misma pregunta ¿qué tiene que ver una cosa con la otra? Bajo esa lógica, a quienes protestan hoy día por la matanza de estudiantes y civiles que está viviendo Venezuela, no faltará el tarado que diga que 5 o 10 muertes ‘no son nada’ si se comparan con los 40 que murieron en Bagua o lo 60 de Lucanamarca. Si seguimos con esa estúpida lógica, los 30 mil desaparecidos durante la Junta Militar Argentina ‘estarían empatados’ con los 30 mil muertos por el terrorismo de Sendero Luminoso en el Perú, y ambos serían ‘poca cosa’ ante los 200 mil que murieron en la dictadura de Franco en España… y bueno, si seguimos con esa estúpida lógica, todos los casos anteriormente mencionados ‘no serían nada’ comparados con los 20 millones que mandó a asesinar Stalin en la exURSS para afianzar su tiranía. Ah… pero ¿les parece mucho? Pues NO, hay otro peor... se trata de Mao Tse Tung, este siniestro personaje mandó a asesinar a nada menos que 65 millones de almas durante su sangrienta y perversa ‘revolución cultural’.

A ver… entendámonos, ¿las vidas se pueden contabilizar como frijoles? ¿Es que a los deudos les servirá de consuelo si, junto a sus ser querido, murió uno o murieron cien mil más? ¿Es que acaso depende de si los asesinados piensan igual o diferente a nosotros para que las muertes sean considerados asesinatos o ‘costos a pagar’ según sea el caso? ¿No es acaso que el asesino es asesino siempre, muy al margen del lado del que esté y de las ideas que tenga? ¿Es que acaso hay vidas que valen más que otras y ese valor lo determina su ideología, raza u especie? ¿Así de confundidos estamos?


 

MAURICIO ROZAS VALZ

7 comentarios:

  1. Pongamos como ejemplo la situación en Siria que algunos decían que era muy compleja, sobre todo entender lo que pasa y encontrar algo para solucionar el problema, pero una guerra en Siria haría que se involucren muchos países y no sería la solución.


    "Matamos gente que mata gente porque matar gente está mal."

    Este mensaje salió en una foto, que ya la habrás visto alguna vez el año pasado, nos da a entender que la guerra no tiene lógica y todo tipo de violencia, matar gente porque ellos están haciendo maldades, no es correcto.

    Marita

    ResponderEliminar
  2. No puedo aportar nada nuevo a lo que dices Mauricio. Todas tus reflexiones me las he planteado yo también alguna vez.. y siempre he llegado a la misma conclusión: vivimos en un mundo absurdo donde la hipocresía y la mentira lo envuelve todo. Por eso, prefiero observarlo desde "otra dimensión".
    Es triste, pero he dejado de creer en el ser humano ( en su conjunto).

    Fdo: Maria Luisa Ibáñez

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y qué puedo decirte, querida María Luisa... sino darte la razón. Me sucede lo mismo. Gracias por responder. Un beso

      Eliminar
  3. Hola Mauricio,

    Pues como venezolana te confirmo tu pregunta, al menos en Venezuela, nuestra vida no vale NADA, es desgarrador pensar que hasta la vida nos la devaluaron, y que hoy se justifique la muerte de muchas personas por pensar distinto, por ejercer sus derechos, por estar cansados de "sobrevivir", por querer VIVIR.

    Claramente para ellos y para muchos otros, "el fin justifica los medios".

    Anny

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Viva Venezuela Libre! Anny... Hasta la victoria.

      Eliminar
    2. Amén Mau, pero te quito la última frase que fue el grito de guerra del difunto y ahora de su (burro heredero) ;)

      Un abrazo.

      Eliminar